Reseña: Drifters

Reseñamos el manga Drifters, lo nuevo de Kohta Hirano que nos pone ante personajes históricos llevados a un mundo de fantasía épica donde reina el caos.

Tras hablar de los nazis, de guls, vampiros y otras criaturas en Hellsing, Kohta Hirano vuelve a estar de actualidad en España, de la mano de Norma Editorial, con Drifters, una nueva apuesta que introduce a varios personajes históricos en una aventura bélica sobre mundos de fantasía llenos de orcos, elfos, dragones y hobbits. Juana de Arco, Hijikata, Billy el Niño, Adolf Hitler, la Gran Duquesa Anastasia de Rusia, Anibal y otros personajes históricos son misteriosamente trasladados a un mundo de fantasía en guerra. Divididos en dos bandos, el de los Drifterslos que viajan sin rumbo— y los Offscouringsaquellos que murieron de una forma cruel—, se embarcarán en una guerra que los enfrentará cara a cara.

 

La otra batalla de los guerreros caídos

Shimazu Toyohisa (1570 – 1600) se encuentra en el frente de la batalla de Sekigahara. Mientras sus compañeros se baten en retirada, él decide armarse de valor y hacer frente a las tropas de Ieyasu Tokugawa con el fin de rebanarle la cabeza al general Ii Naomasa y retrasar el avance de las tropas de Tokugawa. “¡Ganaremos tiempo! El tiempo es oro, y cada enemigo que derribemos, un triunfo”. Finalmente, tras herir de muerte al general, las tropas de Tokugawa huyen, pero Toyohisa los persigue desesperado en busca de la cabeza de su líder.

Herido de gravedad, el joven guerrero se dispone a adentrarse en un bosque, pero sin saber cómo, acaba en el medio de un misterioso pasillo cuya longitud va más allá del horizonte y que posee numerosas puertas. En el centro, un hombre de gafas, una mesa y muchos papeles. “Siguiente”, comenta el desconocido, y ante la incertidumbre y desesperación de Toyohisa, este último es absorbido por una puerta que lo lleva a las afueras de un poblado habitado por elfos.

Dos muchachos se topan con su cuerpo, y haciendo caso omiso a las normas —no acercarse a extraños—, lo llevan malherido e inconsciente a un castillo en ruinas donde se refugian otros dos japoneses de épocas distintas a la de Naomasa: Oda Nobunaga (1534 – 1582) y Yoichi Suketaka de Nasu (1169 – ?). Tres Drifters que, misteriosamente, se reúnen en un mismo punto, y que lucharán por lo que ellos ven justo. Lo que no saben es que un ser, que se hace llamar Rey Negro, aguarda para sesgar sus vidas apoyado por personajes como Hijikata, Juana de Arco o Anastasia, dotados del don de la magia gracias a su cruenta muerte.

¿No te parece apasionante este mundo efímero?

 

Impresiones

Kohta Hirano se aventura en una historia de la que se puede sacar mucha más chicha que en Hellsing. Tantos personajes históricos juntos pueden dar lugar a un manga realmente asombroso para quienes tengan conocimientos básicos de historia —y si no lo tienen, basta con pegar un vistazo rápido a la Wikipedia para comprenderlo todo— y también para quienes gusten de la acción más sangrienta y dinámica, de la fantasía épica y de la ciencia ficción.

Hirano es un hombre de acción y de ideas, ya lo demostró con Hellsing y puede demostrarlo con Drifters, ya que el primer tomo promete bastante. Si bien en un principio, durante el encuentro de los tres protagonistas, se detienen demasiado con chistes históricos sobre Japón, en cuanto el tomo avanza un poco más, ya vemos al Hirano de siempre, ofreciendo intensas y sangrientas batallas, situaciones extravagantes y sus característicos gags para aliviar la tensión. Un tomo que sirve de introducción al universo Drifters, y si Hirano sabe hacerlo bien, se nos avecinará una gran historia, ya que la obra tiene mucho potencial.

Sin embargo, el estilo de Hirano, repleto de líneas cinéticas, sombras y trazos gruesos en los personajes, el poco empeño que muestra en las viñetas humorísticas —aunque se entiende que lo hace para hacer notar al lector la transición de un momento serio a un momento desenfadado—, y las excentricidades del autor podría no gustar a los lectores más remilgados. También hay que comentar que, desde 2009, no se ha visto más que un tomo publicado en Japón, aunque hay 10 capítulos sin haber sido aún recopilados, por lo que pronto podría anunciarse un segundo tomo.  Eso sí, se le da genial mostrar perfectas transiciones entre viñetas, por lo que el lector no necesita tener un “hábito” o “educación” previa para entender lo que está pasando durante cualquier secuencia de viñetas sin texto.

Por último en este apartado, comentar que quienes gusten de los “regalitos” tendrán su recompensa, ya que al final del tomo se incluyen una serie de extras de corte humorístico, y si se le quita la sobrecubierta al volumen podrán encontrarse más sorpresas.

 

La razón a los nombres de cada capítulo

Kohta Hirano ha titulado sus capítulos con nombres bastante pintorescos. Todos ellos proceden de las siguientes canciones:

 

Kohta Hirano, el “padre” de la obra

Fan de One Pieceentre sus idas de olla habituales ha llegado a afirmar que le encantaría ser Nami—, este mangaka nacie el 14 de julio de 1973 en Adachi, Tokio. En España y occidente se le conoce principalmente por Hellsing, aunque no es la única obra que ha realizado.

Comenzó siendo un “horrible y perezoso” asistente de mangaka, y reconoce que la diversión le llegó cuando comenzó sus primeras andadas como autor. La fama alcanzada con Hellsing hizo que sus anteriores obras fueran muy deseadas entre los japoneses y los fans, ya que en ellas aparecían algunos de los personajes del manga. Qué decir de su valor a nivel de coleccionista, ya que algunos de estos trabajos previos tuvieron tiradas realmente pequeñas.

Actualmente Hirano se encuentra trabajando en la obra aquí reseñada, Hellsing también ha sido editada por Norma Editorial, y cuenta con 10 tomos —obra completa—. Drifters es su trabajo posterior.

 

La edición española

Como es habitual en Norma, tenemos una óptima edición rústica con sobrecubierta, papel blanco y páginas iniciales a color. La traducción de la obra corre a cargo de María Ferrer Simó, y como es habitual en esta traductora y fan de CLAMP, sabe hacer bien su trabajo. Se han respetado los extras impresos en la cubierta del manga y el final del tomo, aunque se echa en falta alguna que otra página extra explicando, por ejemplo el significado del nombre de cada capítulo.

 

Conclusión

Un seinen de intensa acción que se entremezcla con la fantasía épica, personajes históricos y la ciencia ficción para llevar al lector a un misterioso mundo en guerra. Ver a personajes históricos de diferentes épocas y culturas repartir castañas es otro de los motivos que la convierten en una obra muy atractiva.

Los fans de Hellsing podrán alimentar su sed “hiraniana”, ya que el autor, en este primer tomo que sirve de introducción, ha logrado captar lo mejor de su anterior obra pese a que al principio le cuesta coger ritmo.

El concepto de Drifters es original, el manga promete y se va desarrollando sin perder calidad, pero también es cierto que este tipo de obras tan ambiciosas requieren de maestría para saber llevarlas, desarrollarlas y finalizarlas, por lo que el tiempo dirá si Kohta Hirano se alza nuevamente con la gloria tras Hellsing.


Ficha del manga
:
Título: Drifters*
Guión y dibujo: Kohta Hirano
Editorial española: Norma Editorial
Formato: 208 páginas B/N y color
Precio: 8€ c/u

*Puedes leer una muestra gratuita de Drifters en el siguiente enlace. Este enlace es legítimo y puede encontrarse en la web oficial de Norma Editorial.




  • Gantzer

    Yo ya me lo he comprado, me llega mañana :D

  • Fritz_von_Papen

    Yo me lo pille, y es mi sueño hecho realidad, personajes históricos dandose de ostias!! A ver si sigue, por que me ha encantado!

  • Ele

    Analtasia. xDDD

  • Pingback: 'Drifters': el anime confirma nuevas voces | Deculture.es()

Colección de artículos destacada

Colección de reseñas destacada