‘Generation of Chaos: Pandora’s Reflection’ a la venta para PSP y PS Vita

Tras sufrir un pequeño retraso en su fecha de salida a PSN, Generation of Chaos: Pandora's Reflection sale a la venta, siendo compatible con PSP y PS Vita.

Generation-of-chaos-pandora-s-reflection-artwork

Tras haberse retrasado su fecha de salida en Europa, por fin tenemos disponibles a través de PSN el videojuego Generation of Chaos: Pandora’s Reflection, que puede ser disfrutado tanto en la consola PSP como en PS Vita.

El juego, conocido en Japón como Generation of Chaos 6, es un RPG con sistema de batalla en tiempo activo desarrollado por Sting e Idea Factory.

Oscuras nubes cubren el cielo marchito e impiden que la luz del sol bañe la tierra. La tierra permanece agrietada, una asfixiante niebla lo cubre todo y los páramos son azotados por un viento helado. Este mundo descolorido, que no muestra señales de vida, es conocido como Hades.

Es aquí donde se nos presentan a nuestros héroes: Yuri, una joven maldita por una enfermedad que poco a poco le va arrebatando la vida, y Claude, su hermano mayor decidido a no detenerse hasta encontrar una cura para ella. A medida que viajan en busca de la deseada cura, se ven envueltos en un conflicto que determinará el destino del mundo y, tal vez, el destino de los hermanos. Perderán a viejos amigos, conocerán otros nuevos, pero no se detendrán en su camino.

Fundador, redactor jefe y editor de Deculture.es. Jugón desde la vieja escuela, amante de JRPGs y SRPGs, a poder ser de estilo clásico. Lector de cómics, amante del manga clásico.

Generation of Chaos: Pandora's Reflection


Generation of Chaos: Pandora’s Reflection – análisis, imágenes, información, vídeos, fecha de lanzamiento en Europa de este RPG para PSP.





“Mi título dice que soy Ingeniero en Telecomunicaciones. Mi puesto de trabajo, que soy desarrollador de software. Pero mi corazón me hace creativo.”

Y es que no podía comenzar a escribir estas líneas sin parafrasear la célebre cita de Satoru Iwata que tan bien define mi dualidad y, ya de paso, mi amor por el mundo del videojuego.