Reseña: ‘Un grito de amor desde el centro del mundo’

El romanticismo estereotipado actual nos ha llevado a perder los verdaderos valores de la palabra amor. Kyoichi Katayama le da un giro de tuerca.

grito-amor-centro-mundo

El romanticismo estereotipado de las grandes factorías del mundo moderno nos ha llevado a perder los verdaderos valores de la palabra amor. Que dos adolescentes acaben frungiendo no es sino parte del concepto que tratamos de inculcarnos los unos a los otros. Voluntad de amar y ser amados, la búsqueda de ese estado de embriaguez emocional que comulga con todos y cada uno de nuestros sentidos. Oye, estar enamorado es estupendo.

Kyoichi Katayama, en cambio, no nos lo pone fácil. De hecho, no se lo pone fácil ni a sus personajes. Los dos adolescentes protagonistas de Un grito de amor desde el centro del mundo tienen que luchar, que sobrevivir incluso, por lo que sienten, y en un mundo como el actual, no es nada fácil. Sería de locos, incluso, pensar en una relación no sostenida, o al menos amparada, en el acto sexual.

No es el caso. Y no sólo eso, sino que que la chica se muere. Sí, Aki se está muriendo. Pero dejemos eso a un lado por un momento. La prosa de Katayama es simple, directa. Te llega al alma, pero no a través de un romanticismo adornado, ficticio. En cambio, la historia de Aki y Sakutaro es pura y muy enriquecedora, en cuanto a que no se sirve más que del mero pasatiempo de estar enamorado. No necesita ningún ritmo frenético, ningún salto de guión ni ningún elocuente espectáculo de luces.

Lo que es más, su historia es tan real, tan palpable, como cualquiera que hayas vivido. Porque dejando a un lado el vivir y el sentir nipón, el estar enamorado, ocurra aquí o en Japón, conlleva las mismas cosas. Las mismas emociones, las mismas situaciones. La dificultad de enfrentarte al mundo estando enamorado, de rodearte de gente que habla y a la que poco le importa lo que tú sientes.

“Una vida solitaria se hace más larga y tediosa. Sin embargo, cuando la compartes con la persona amada, en un santiamén llegas a la bifurcación donde tienes que decirte adiós — Kyoichi Katayama

En ese sentido, y antes de llegar al punto trágico y de inflexión del libro, Katayama saca a relucir todo lo bueno y lo malo del mundo a través de dos simples adolescentes enamorados. Nos hacen sentir, emocionarnos y son, a fin de cuentas, la prueba de que estamos vivos.

Pero volviendo a la enfermedad de Aki, no todo guarda la sintonía de una novela romántica al uso. El componente dramático en Un grito de amor desde el centro del mundo es su otro pilar fundamental. Y no hay nada más trágico que un amor que se va, un amor que se escapa entre los dedos.

Una vez más, nos topamos con la crudeza del amor adolescente. Pero aún siendo la mordaza en esta ocasión mucho más grande, Katayama no centra sus esfuerzos en mostrarnos la desgracia de estar enfermo, sino en la capacidad de dos chicos que viven el uno para el otro, de hacer frente a la enfermedad. Nada les puede, y puede resultar algo ciertamente desgarrador.

No soy demasiado afín a las novelas románticas, ni dramáticas. La llorera narrativa no es plato de buen gusto, pero en Un grito de amor desde el centro del mundo he disfrutado de algo más que eso — a pesar de que acaba desviándose un poco del grueso de la trama. Quizás cosas sin importancia, pequeños detalles que giran entorno a nuestras vidas, y que de un modo u otro nos permiten valorar más lo que tenemos y hacemos en ellas.

Una buena forma de empezar a leer algo del género, y quedar prendado de él.

Imagen de cabecera de Romina Opina.

Un grito de amor desde el centro del mundo

Novela
Edita: Alfaguara
Autor: Kyoichi Katayama
Género: Romántico, drama
Edición: 200 págs.
Fecha de salida: 2014
PVP: 14.50€ / 6€ (ed. bolsillo)
Web oficial
Lo bueno:

– La ternura de dos adolescentes enamorados a los que se les acaba el tiempo para cumplir sus sueños juntos, en un libro que logra emocionar por méritos propios.

Lo malo:

– El final del libro decae un poco con ciertas divagaciones sobre el viaje que emprende el protagonista y los padres de Aki.




  • Tomodachi Bat

    Me parece genial que hagáis una reseña de libros de autores japoneses y no sólo de manga o anime. No conocía este libro, pero tiene buena pinta. Yo os quiero recomendar uno llamado La devoción del sospechoso X, no si si habéis hecho reseña de este libro, pero merece la pena dedicarle unas palabras.

    • ¡Hola! Gracias por la recomendación. La idea es ir sacando cositas de libros poco a poco, hay obras muy interesantes :)

  • Eldaya Buchan

    Yo me ví el dorama y fuuuuuuuuh T_T
    El libro me lo pillaré cuando pueda, pero seguro que es igual de bonito (y agonizante)