Hayao Miyazaki recibirá el Oscar honorífico 2015

Hayao Miyazaki recibirá el segundo premio Oscar de su carrera cinematográfica doce años después de El viaje de Chihiro con el Oscar honorífico 2015.

hayao-miyazaki

Hayao Miyazaki recibirá el próximo año el segundo Oscar de su carrera cinematográfica. El primero tuvo lugar en 2003, cuando la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood lo premió con el Oscar a mejor película de animación por El viaje de Chihiro. Ahora, doce años después, los premios reconocen su labor entregándole el Oscar honorífico 2015.

No lo recibirá, eso sí, en la gala de los Oscar, sino en la 6ª Gala Especial de la Junta de Gobernadores de la Academia que se celebrará el próximo 8 de noviembre en el Ray Dolby Ballroom Hollywood & Highland Center y que desde 2010 separa los Oscar honoríficos de los premios anuales.

Hollywood reconoce así la labor del cineasta japonés, cuya trayectoria y aportación al cine de animación es impecable. Éxitos que, a pesar de no haberle dado demasiados premios en el extranjero —si bien es el único japonés, y extranjero, en haber recibido un Oscar en la categoría de mejor película de animación—, le han convertido en una de las figuras más queridas en todo el mundo gracias a películas como El castillo ambulante, La princesa Mononoke, Porco Rosso, Mi vecino Totoro, Nausicaä del valle del viento o la propia Chihiro, entre otras.

¡Enhorabuena, Miyazaki!

Amigo de lo ajeno y pillado con las manos en la masa, por eso me echaron de aquí.




  • Ekeko

    Se lo merece. Esto si que es una buena noticia.

  • Manu-G

    Sin demerecer la noticia, pues el director se lo merece.
    Raro que no hayan decidido darle un Oscar póstumo a Robin Williams.

  • siiiiiiiiiiiiiii sus peliculas no ay quien lasuperen en animacion ^^

“Mi título dice que soy Ingeniero en Telecomunicaciones. Mi puesto de trabajo, que soy desarrollador de software. Pero mi corazón me hace creativo.”

Y es que no podía comenzar a escribir estas líneas sin parafrasear la célebre cita de Satoru Iwata que tan bien define mi dualidad y, ya de paso, mi amor por el mundo del videojuego.