Ivrea Sigue Interesada en Kanojo wa Uso wo Aishisugiteru

Vía la sección de preguntas de la web de Ivrea nos hemos enterado de que siguen en negociaciones para publicar la obra Kanojo wa Uso wo Aishisugiteru de Aoi...

Vía la sección de preguntas de la web de Ivrea nos hemos enterado de que siguen en negociaciones para publicar la obra Kanojo wa Uso wo Aishisugiteru de Aoi Kotomi. Aunque hace ya más de un año que declararon sus intenciones de publicar este manga shojo, comentan que pese a tener preacordada su edición desde hace tiempo, por diversos motivos la editorial japonesa lleva un gran retraso en lo que a la confección de los contratos sobre la misma se refiere.

Así que, si estabais esperando Kanouso no impacientéis, puesto que aunque todavía tendremos que esperar unos meses según palabras de la propia editorial, tarde o temprano aterrizará en nuestras tierras.

Aki Ogasawara tiene 25 años y forma parte de una banda de música llamada Crude Play, aunque es el compositor y el único al que las fans de la banda no conocen. Es un muchacho con una vida complicada y está pasando por un divorcio duro tras enterarse de que su mujer se acuesta con el mánager del grupo, con lo que en un momento dado decide irse a dar un paseo sin rumbo fijo para despejarse un poco. Ahí se topa con Riko, una de las múltiples fans del grupo, de 16 años, que trabaja en una frutería con sus padres y que le cuenta a Aki que ella también forma parte de una banda. Aki y Riko entablarán una relación en la que ninguno de los dos conoce al otro, y en la que Riko cambia de personalidad y vida cada dos por tres. Las mentiras se convertirán en parte de una extraña relación y dan título a la obra: A ella le gustan demasiado las mentiras.

Fundador, redactor jefe y editor de Deculture.es. Jugón desde la vieja escuela, amante de JRPGs y SRPGs, a poder ser de estilo clásico. Lector de cómics, amante del manga clásico.




“Mi título dice que soy Ingeniero en Telecomunicaciones. Mi puesto de trabajo, que soy desarrollador de software. Pero mi corazón me hace creativo.”

Y es que no podía comenzar a escribir estas líneas sin parafrasear la célebre cita de Satoru Iwata que tan bien define mi dualidad y, ya de paso, mi amor por el mundo del videojuego.