‘Monster Monpiece’ y su sistema de combate

Primeras impresiones de Monster Monpiece donde explicamos el sistema de batalla de este juego de cartas y estrategia para PS Vita.

monster monpiece fap

Monster Monpiece es polémicamente conocido por las ilustraciones de sus cartas en su máxima evolución, las cuales muestran a chicas monstruo en paños menores, así como por el peculiar sistema de evolución de nivel de estas, donde, literalmente, masturbamos a la PS Vita. Una broma graciosa para quienes puedan tener diez años, pero que se va de madre cuando el minijuego de marras se convierte en el eje central del sistema de subida de niveles de cartas. Porque, claro, uno puede tolerar esta característica, pero ya te obliga a jugar en reclusión para que ojos y oídos ajenos no te vean hacer el gesto de marras mientras las chicas monstruo gimen y gritan kimochi.

Quitando este detalle, que únicamente se manifiesta durante la subida de niveles de cartas, he de admitir que Monster Monpiece es un juego de cartas y estrategia magnífico, y es algo que me sorprende pues viene de la mano de Compile Heart e Idea Factory, compañía que es de mi agrado pero que no logra unos títulos que podamos considerar sobresalientes.

A continuación, y a modo de primeras impresiones, os explico cómo funcionan los combates en Monster Monpiece, ya que cuento en mis manos con una copia digital del juego:

monster monpiece gameplay (1)

Lo que hace grande al sistema de combate, una vez roto todo prejuicio por las ilustraciones de estas —las cuales contrastan radicalmente con la pureza y sencillez que emanan del modo historia—, es que es flexible a todo tipo de jugadores, contando además con una serie de tutoriales bastante ligeros en cuanto a contenido y muy bien explicados. La historia, en cierto modo, es una excusa para ir aprendiendo poco a poco las claves para progresar, perfeccionar y dominar en este juego de cartas y estrategia.

El tablero de combate cuenta con dos zonas principales de 3×3 casillas: una, de color azul, pertenece a tu ejército y otra, de color rojo, al enemigo. En ellas iremos depositando las cartas que deberán ir cruzando una casilla por turno hasta territorio enemigo y llegar hasta una de las tres casillas del extremo derecho, que es donde se encuentra el castillo del adversario. Dependiendo de la configuración de la partida, las cartas deberán golpear una, dos, tres o más veces esta construcción a la vez que procuramos que el enemigo no haga lo propio con el nuestro. Golpeado una vez, la carta aliada desaparece. En medio de ambos territorios tenemos una única fila, considerada zona neutral, donde no se podrán colocar cartas, pero que sí permitirá el paso. Las cartas se desplazarán una casilla hacia la izquierda —aliadas— o la derecha —hostiles— durante cada turno, y únicamente en línea recta. Solo dos factores impedirán que esto sea posible: tener una carta enemiga frente a ellas o contar con una habilidad de potencial que les impida moverse. Sobre las habilidades de potencial os hablaré más adelante.

Además del tablero plano que véis en las imágenes adjuntas al artículo, durante varios momentos del combate se da paso al mismo tablero, esta vez tridimensional, para que las chicas monstruo que residen en las cartas puedan desplazarse y combatir.

Como véis, la premisa del juego es de lo más sencilla, de hecho quienes acostumbren a jugar a juegos de mesa, ya sean similares o no, como Catan, Carcassone o Munchkin, entre otros, sabrán que son juegos aparentemente sencillos pero que cuenta con ciertas herramientas o reglas que, agudizado el ingenio, hacen la partida mucho más interesante y más desafiante para el rival. Del mismo modo, Monster Monpiece ofrece todo esto, ya comentado anteriormente: sencillez y una serie de reglas que jugadores más avezados podrán exprimir para hacer de la partida un combate de mentes, aunque el azar también tendrá su parte de mérito puesto que empezamos con una mano de cinco cartas y, con cada nuevo turno, iremos cogiendo aleatoriamente una nueva.

Monster Monpiece battles

Ahora bien, las cartas no pueden colocarse tan libremente sobre el tablero, puesto que cada una consume puntos de maná. Según las reglas de la partida, dispondremos de un número inicial de maná, y este irá recargándose cada turno. Además, podremos obtener maná extra al realizar cadenas colocando cartas que posean el mismo aura, o mediante cartas con habilidades que permitan un incremento extra de maná. Esto será útil de cara a liberar otras cartas de chicas monstruo mucho más poderosas y resistentes en la batalla.

Existen un total de cuatro auras: roja, azul, verde y amarilla, y, como comentaba, ir encadenando cartas del mismo aura durante turnos consecutivos ayudará a obtener bonificaciones de maná, pero también otro tipo de ventajas. Partiendo del hecho de que nuestro mazo deberá componerse por un número de cartas comprendido entre 30 y 40, lo ideal será tener un mazo compuesto por un máximo de dos auras.

Al colocar en turnos consecutivos dos cartas del mismo aura se obtendrá una bonificación de un punto de maná, y una vez encadenadas tres cartas el jugador obtendrá tres puntos de maná mientras que todas las cartas aliadas situadas sobre el tablero de batalla verán aumentado un punto su salud y su ataque. Por tanto nos interesará mantener, cuanto más tiempo sea posible, las cartas con vida para que estas se vayan fortaleciendo. ¿Existen otras maneras de fortalecer las cartas? Por supuesto: una de las opciones es la fusión de cartas.

Como si estuviésemos en Dragon Ball, dos cartas podrán ser fusionadas, sumando puntos de vida, ataque e inteligencia para fortalecer a la chica monstruo base. Eso sí, existen dos requisitos para que esto sea posible: que la carta a fortalecer esté situada sobre el tablero de batalla y que aquella que sea utilizada para fortalecer la carta base proceda de la mano del jugador. El segundo requisito exige que ambas cartas de chicas monstruo pertenezcan a la misma especie (dragón, hada, natural, no muerto, semihumano, etc.), sin importar el color de sus auras.

monster monpiece gameplay (23) monster monpiece gameplay (18)

A la hora de elaborar nuestro mazo también tendremos que buscar el equilibrio entre los distintos tipos de cartas. En total existen cuatro tipos de chicas monstruo: cuerpo a cuerpo, ataque a distancia, sanadoras y magas. Cada una juega papel distinto en la batalla, y saber utilizarlas, e incluso fortalecerlas, adecuadamente significará hacer que la balanza se incline a nuestro favor. Por lo general, las cartas de ataque cuerpo a cuerpo cuentan con mucha vida y ataque, las que atacan a distancia cuentan con menor vida pero un mayor rango de ataque —hasta cuatro—, las sanadoras pueden curar a la carta que tengan frente a ella hasta que su MP se agote y las magas podrán servirse de sus puntos de inteligencia para sumarlos como puntos de ataque a la carta que tengan frente a ella.

La habilidad de potencialPotential— de las cartas es otro factor a tener en cuenta. Son habilidades permanentes que únicamente poseen algunas cartas y que otras aprenden al evolucionar. Existen cinco habilidades de potencial que afectarán únicamente a las cartas que cuenten con ellos: hipersónico (Hypersonic), que permite a la carta desplazarse una casilla hacia adelante nada más ser colocada en el tablero —de otro modo se esperaría un turno—, HP, que cura un punto de salud cada turno, estático (Static), que impide a la chica monstruo desplazarse, MP, que regenera un punto de magia por turno y contraataque —INT—, que como su nombre indica contraataca si recibe daño. Si se fusionan cartas con potenciales incompatibles —hipersónico y estático— el de la carta base será sustituido por el de la carta que venga de la mano del jugador.

Algunas cartas cuentan con habilidades básicas —Skills—. Estas se activan al colocar la carta sobre el tablero y pueden ser defensivas, ofensivas o de apoyo. Además pueden afectar a zonas completas, una o varias casillas, e incluso al propio personaje que cuenta con ella. Hay que tener en cuenta que estas habilidades consumen maná, independientemente de que los aliados y enemigos estén situados sobre las casillas o zonas afectadas, por ello deberemos buscar el momento adecuado para sacar la carta. Las habilidades son uno de los elementos más interesantes del juego, puesto que algunas cuentan con factor sorpresa y nos permiten coger desprevenido a un adversario que deberá rehacer su estrategia si no quiere dar la partida por perdida.

Aunque yo nunca he necesitado servirme de esta opción, también se pueden utilizar objetos en la batalla. Digamos que son pequeñas trampas para facilitar las cosas, y pueden curar a los aliados o dañar al enemigo, entre otras opciones.

monster monpiece rub

Por último, y aunque no forma parte activa del combate, cabe detallar el sistema de evolución de las cartas. Ese en el que, como ya comenté en las primeras líneas de este artículo, sirven para masturbar a nuestra PS Vita. Las cartas pueden subir hasta dos niveles —salvo algunas especiales que cuentan con un solo nivel, y además es reversible—, y para que evolucionen deberemos, primero ir a la opción gimnasio de cartas (Card Gym), seleccionar First Crush ♥ Rub y escoger la carta que queramos evolucionar. Algunas solo exigirán unos puntos denominados Rub P, que se obtienen al ganar batallas, otras demandarán además Seal Stones, que se pueden obtener en la tienda por un precio elevado o en las batallas online al reunir seis anillos.

La evolución consiste en jugar un minijuego en el que deberemos buscar los puntos débiles de la chica monstruo invocada. Deberemos tener la consola en vertical e ir toqueteando alrededor de la ilustración hasta que escuchemos excitarse a la chica monstruo y veamos saltar estrellas en la zona palpada, una vez encontrado un punto deberemos centrarnos en él para así ir rellenando el medidor de tensiónTension Gauge—. Existen cuatro maneras de explotar un punto débil, y encontrar el adecuado activará el toque sagrado —Holy Touch—, que desprende corazones y ayuda a llenar el medidor más rápidamente. Estas cuatro maneras, recreables a través de la pantalla táctil, son: tocartouch—, frotarrub—, pellizcarpinch— y clavarpoke—. Al activar el Holy Touch, se excitará la foca rosa Otton, ubicada en la esquina superior izquierda, y al excitarse al máximo se entrará en el modo amor extremo —Extreme Love—, donde masturbaremos a la PS Vita para que el medidor se llene de manera aún más rápida. ¿Y por qué lo defino como masturbación, acaso se parece al gesto que los varones hacemos en la vida real? Me temo que sí. Deberemos frotar hacia arriba y abajo las pantallas táctiles delantera y trasera, y hacerlo lo más rápido que podamos. La magia de la tecnología. Si logramos rellenar al máximo el medidor, la carta evolucionará desvistiendo a la chica monstruo y alterando sus puntos de ATK, HP, MP y / o INT, pudiendo según el caso obtener además habilidades, potencial, o variar su rango de alcance en el caso de las chicas monstruo que atacan a distancia.

No siempre es conveniente evolucionar una carta, pues es cierto que en ocasiones esta se fortalece, pero en otras el rol del personaje cambia para tener una utilidad distinta. Por ejemplo, hay arqueras que al evolucionar ven mermados sus puntos de ATK y HP a favor de un mayor alcance y la adquisición de la habilidad potencial Static, pasando de ser una carta ofensiva a una dedicada a defender el castillo aliado.

monster monpiece gameplay (28)

Antes de finalizar, para cuando Monster Monpiece llegue a Norteamérica y, poco después, a Europa, me gustaría animaros a que vayáis elaborando vuestros propios mazos. En un principio tendréis un mazo prefabricado al que podréis añadirle una carta de Neptune, personaje de Hyperdimension Neptunia, pero os recomiendo ir construyendo nuevos mazos conforme vayáis adquiriendo otras nuevas. Si se os hace complicado al principio intentad empezar por cartas de un solo aura para, más adelante, formar mazos de dos auras. Y recordad mantener el equilibrio entre cartas que consuman mucho maná y poco maná, puesto que durante los primeros turnos solo podréis sacar las cartas más débiles. Tampoco despreciéis ciertas cartas que cuenten con poca vida o pocos puntos de daño, puesto que si se colocan sabiamente detrás de las filas ofensivas podrán irse fortaleciendo conforme vayamos sucediendo una cadena tras otra y las fusionemos con otras cartas.

Resumen de estas impresiones: En lo personal, le deseo las suficientes ventas a Monster Monpiece como para lograr una comunidad online digna, puesto que es un juego de cartas y estrategia accesible, muy fácil de aprender y con unas mecánicas que permiten a jugadores experimentados exprimir al máximo el potencial de un juego que, con los rivales adecuados, puede convertirse en un reto desafiante y adictivo. Y si tenéis algún coleguilla con PS Vita ya sabéis que tendréis que engancharlo, puesto que el juego no solo permite partidas online, sino también combates Ad-hoc.

Monster Monpiece sale a la venta en el PSN de Europa el 4 de junio de 2014, en exclusiva para PS Vita. Los usuarios norteamericanos podrán disfrutarlo a partir del día 27 de mayo.

Fundador, redactor jefe y editor de Deculture.es. Jugón desde la vieja escuela, amante de JRPGs y SRPGs, a poder ser de estilo clásico. Lector de cómics, amante del manga clásico.




Redactora de artículos variados (Neon Genesis Evangelion, Utena, Nier Automata, Berserk, D.Gray-man) sobre worldbuilding, personajes o narrativa. De vez en cuando alguno de opinión. Tengo un blog donde hago lo mismo pero con libros.