Opinión: Por qué confío en ‘Sonic Mania’

Desafiando el sonic-ciclo

sonic mania header

Durante la pasada Comic Con de San Diego, se presentaron dos juegos del erizo azul más famoso de todos los tiempos (bueno, para ser honestos, un erizo azul es algo que no se ve todos los días, y si la única competencia que tenemos es una tejedora en Animal Crossing, no es tan difícil): Sonic Project 2017Sonic Mania, el título que nos ocupa. Una celebración tardía del vigésimoquinto aniversario del puercoespín con un homenaje a lo clásico y un paso hacia el futuro sin dejar de mirar atrás.

Y me gustaría pensar que esta vez SEGA se ha puesto las pilas y el retraso ha sido por y para el fan de la franquicia. Quiero decir, un cuarto de siglo no se cumple todos los años y a pesar de ello lo único que hemos visto de la mascota ha sido una nueva entrega de Mario y Sonic en los Juegos Olímpicos (que, admitamos, de no ser por los epónimos Juegos no habríamos visto) y una secuela del infame Sonic Boom. Las expectativas están altas y con esto las apuestas no pueden dejar de subir.

Y ya vemos que ambos proyectos, a su forma, apelan al seguidor incansable: Sonic Project 2017, además de ser el sucesor espiritual del divisivo Generations, ataca por otros frentes nostálgicos con una premisa y estética que nos recuerda a la bienamada serie de televisión Sonic SatAM y nos trae también reminiscencia de los cómics Archie. ¿Un intento barato de apelación a nuestros corazoncitos segueros o una muestra de buena fe para el cambio? Lo sabremos más adelante.

Pero de una cosa estoy seguro: Sonic Mania va a salir bien.

sonic mania sonic ciclo

Sobre vosotros, el Sonic Ciclo. Creo que se explica bastante bien y que muchos estaremos de acuerdo en que no es realmente cierto (y hay juegos como ColorsGenerations que lo invalidan a pesar de sus fallos), pero en todo caso hablamos de un meme que no ha abandonado a la saga desde mediados de la década pasada y que, a pesar de perder fuerza por cada uno de sus puntos, sigue presente como burla o mal fario del título que nos ocupe.

Pero Sonic Mania me produce una sensación totalmente distinta. Ya he leído a amigos y conocidos soltar quejas de un “bah, es que no tienen ideas y tienen que volver a lo retro”, “es que para esto me bajo un hackrom” (de la misma forma que oigo a los mismos quejándose de “por qué no hacen lo de siempre” cuando no es así, claro está. La base de fans de Sonic funciona de formas extrañas), pero en esta ocasión puedo sentarme a decir que tengo confianza en el producto y no sólo por un motivo en particular.

Sin duda, el primer y principal motivo son las cabezas de cartel. Christian Whitehead (The Taxman) y Headcannon. Probablemente preguntéis que quién demonios son estos dos, pero para cualquier conocido en el mundillo de Sonic son la prueba viviente de que no sólo es un juego para fans sino que también viene de la mano de fans.

Y ojo, con esto no me malinterpretéis. No hablamos de un fangame ni nada por el estilo. Hablamos de dos programadores cuyas habilidades, conocimiento y buen hacer han sido reconocidas por la misma SEGA hasta el punto de llegar a trabajar oficialmente en la carrera del erizo. De hecho, el mismo Whitehead es el autor del Retro Engine, motor sobre el que se recreó Sonic CD para su versión del año 2011 y reconocida como ejemplo a seguir de cómo hacer un juego de Sonic en los tiempos que corren.

El segundo motivo de atracción es la forma que se ha apreciado en los vídeos de tomar, con acierto, elementos de todos los títulos clásicos de la franquicia para acercanos a la experiencia retro definitiva, no sólo limitándose a la saga principal sino que también tratando algunos títulos menos conocidos como Knuckles Chaotix. Y además, logrando que todo se vea más bonito y fluido que en las consolas originales con la tecnología que se nos ofrece hoy día, pero sin sacarnos de la nostalgia.

sonic mania studiopolis

Algo que también podía preocuparme de primeras es el diseño de niveles. ¿Realmente íbamos a comernos un reciclaje de la trilogía original? ¿Por enésima vez? Por suerte, ver un par de vídeos al respecto despejó mis dudas. Tal y como prometían, las fases originales contarían con un remozado capaz de justificarlo como algo nuevo (de hecho, el segundo acto de Green Hill Zone es un sistema de cuevas que no habíamos visto antes) y los nuevos cuentan con un diseño que no me ha parecido fuera de lugar de los primeros años de los noventa, pero sin parecer una copia descarada de lo que ya habíamos jugado.

Es la suma de sus partes. Ver poco a poco cómo se construye algo con ladrillos de calidad, nostalgia e innovación. Porque, hasta ahora, no he visto un detalle que no me haya entusiasmado del proyecto y eso es maravilloso. Gráficos nostálgicos aunque llamativos y brillantes, una jugabilidad sólida, unas buenas promesas que parecen llegar, un equipo dedicado a la franquicia… Iba a mencionar que hasta la música me da confianza, pero… ¿Cuándo ha tenido Sonic una mala banda sonora?

Sonic Mania llegará a PlayStation 4, Xbox One y PC la próxima primavera y, chicos, este Sonic va a ser el bueno.

 

Fuente del Sonic Ciclo: Knowyourmeme




  • Shion

    En el momento que supe que Tee Lopes iba a encargarse de la banda sonora (para mi gusto, el que mejores reinterpretaciones hace de las músicas clásicas del erizo azul), también me quedó fuera de toda duda que la BSO va a estar sobradamente a la altura.

    Y si alguien no lo conoce, que vea en su canal de Youtube las reinterpretaciones de las músicas del Sonic 1 de MegaDrive, por ejemplo, o los dos remakes que ha realizado de las canciones del Brigde Zone (Sonic 1 MS-GG) y Sky High Zone (Sonic 2 MS-GG).

    https://www.youtube.com/channel/UC3Va-8NnzTuV-Yv-JlyuQsQ

    • Habimaru

      Y es que sin leer el nombre ya te trae buenas vibraciones. Unos tonos muy reminiscentes de Sonic CD y dentro de la saga.

      Si además le sumas amor fan, hay que aplaudir.